Inicio


Acerca de
Suscríbete al blog

Categorías
General [8] Sindicar categoría
Construcción [4] Sindicar categoría
Crisis [6] Sindicar categoría
Economía [5] Sindicar categoría
Marketing [3] Sindicar categoría
Negocios [2] Sindicar categoría
Proyectos [2] Sindicar categoría
Riesgos [1] Sindicar categoría
Tecnología [2] Sindicar categoría

Archivos
Abril 2012 [1]
Abril 2011 [1]
Marzo 2011 [1]
Febrero 2011 [1]
Enero 2011 [1]
Diciembre 2010 [1]
Octubre 2010 [1]
Agosto 2010 [3]
Julio 2010 [1]
Junio 2010 [2]
Abril 2010 [1]
Marzo 2010 [2]
Febrero 2010 [5]
Enero 2010 [1]
Diciembre 2009 [3]
Noviembre 2009 [4]
Octubre 2009 [4]

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios

 


Crisis


Altas Finanzas, un tema de Ética

El desplome de Enron Corporation, una empresa considerada por la revista Fortune como la más innovadora por 6 años consecutivos, ejemplo de éxito y crecimiento, marcó para siempre la historia financiera del mundo con la desaparición de la firma de auditores más prestigiosa del mundo: Arthur Andersen. La administración o gobierno de Enron fue la causa del desastre, una serie de prácticas ilegales y antiéticas en los negocios y en el manejo de la información financiera hicieron que el valor de cada acción de esta empresa se mantuviera en niveles irreales hasta que se desplomaron a su valor real en diciembre del 2001, generando pérdidas económicas para los inversionistas y sobre todo pérdida de confianza en el mercado de valores. Como consecuencia de este escándalo financiero los legisladores de todo el mundo impulsan una nueva estructura regulatoria con el fin de restablecer la confianza de los inversionistas. La más célebre de estas leyes es la Sarbanes - Oxley Act aprobada en julio del 2002. Una tratativa que ha tenido, a ciencia cierta, muy poco éxito. Esta última crisis financiera global da cuenta de poca ética que involucran los negocios financieros en "las grandes ligas".

Grecia, por ejemplo, ha tomado el camino de servidumbre anunciado en la génesis o los asuntos primigenios del actual modelo económico. A los fuertes recortes de los salarios públicos en educación, salud y justicia (equivalente a más de dos meses de sueldo), se agrega la baja de las pensiones y el retardo de la edad de jubilación. También el aumento del impuesto a las ventas que llegará al 25%, más impuestos específicos al tabaco, los alcoholes y la gasolina. Bueno, ya están probando la medicina del FMI por esos lares, este auténtico "plan de shock" fue lo que impuso el FMI a los países latinoamericanos en la década de los años 80. Europa inicia así su cruzada en lo que no será precisamente una comedia. La tragedia inicia en Grecia y es la primera ficha del dominó que cae oficialmente. si esto no cambia pronto, le seguirán los otros países de Europa.

Hay quienes dicen que la secuela de esta gran crisis global se repropagará en forma inevitable por Europa y a estas alturas no hay quien la detenga. Quizás esta afirmación tiene una razón muy simple: estamos en manos de los especuladores. Son ellos los que gobiernan el mundo y quienes "nos gobiernan" en los papeles y en la televisión, son mera comparsa. Pues por mucho tiempo, estos especuladores ofrecieron el oro y el moro, nos inocularon la droga del consumo; es decir, el crédito fácil, la propiedad sin responsabilidad, el plasma en cada dormitorio, los teléfonos inteligentes, los viajes pagaderos toda tu vida y demás. Ahora toca pagar la cuenta y nadie se salva. Y no creas que pagarás el menú que pediste, sino toda la cuenta, pagarás el banquete que ellos consumieron a discreción.

El plan de ajuste programado entre la Unión Europea y el FMI para Grecia supera los 100,000 millones de euros. ¿Por qué llega a esa suma si hace unas semanas Grecia necesitaba 11,000 millones de euros para refinanciar sus deudas? Incluso hasta enero Grecia sostenía que no requería de planes de ayuda dado que sus ajustes y recortes internos le permitirían normalizar sus flujos de caja. ¿Qué pasó?

Lo que pasa es que muchos conocíamos que son los Credit Default Swap (CDS o derivados de incumplimiento crediticio). Es decir, los CDS son el resumidero de la mayor estafa financiera que el mundo haya visto y que es, a su vez, la herramienta principal de los especuladores. Se trata de un instrumento que emplean sólo los grandes bancos.

Estos derivados son una forma tan sofisticada de operación financiera que le aseguran al gran apostador una ganancia cuantiosa ante todo evento. Sí, todo evento, no hay pierde. Para empezar, diríamos que (y aunque no lo creas) el CEO de Goldman Sachs, Lloyd Blankfein, nunca llevaba un maletín cargado de dólares cuando contrataba un paquete de CDS. Lo hacía todo por teléfono, o vía mail, obviamente porque él era el dueño del banco. De esta forma le resultaba muy fácil, por ejemplo, apostar 1,000 millones de dólares en la mañana, a que el euro llegaría a los 0.71 dólares. Y en caso de que el euro se desplomara y llegara a los 0.83 dólares, se aseguraba con un CDS a los 0.78 dólares, obteniendo siempre una posición ventajosa que podía significar 50 millones de dólares diarios. Es decir, ganaba ante un aumento importante del euro con respecto al dólar, y también ante un aumento del dólar con respecto al euro. Bueno, puesta esta misma operación la realizan lo bancos cada día con la tasas de interés del rendimientos de los bonos, lo que permite un aumento infinito de la deuda. Es lo que ocurrió con Islandia y Grecia, Y que ahora viene para Portugal, Italia y España.

Como se puede ver, se trata de un verdadero ROBO. Por eso a principios de marzo la UE propuso prohibir los CDS para poner coto la especulación. Y a casi tres meses de ello no ha habido ningún avance, porque son ellos, los grandes bancos, aquellos "demasiado grandes para caer", los que dominan el mercado, un mercado que cada día se hace más esclavizado de la actitud de ganar sólo para sí. De nada sirvió que Papandreu señalara la necesidad de poner la pistola en ristre sobre la mesa para detener a los especuladores. Son la pandemia que nos tiene viviendo la burbuja de los derivados y que es casi imposible de eliminar en el mundo; y que, con toda lógica, la Unión Europea no tuvo la fuerza ni el coraje para enfrentarlos, porque allí también hay ropa tendida.

Tenemos un principio ético que dice: tu derecho termina cuando comienza el derecho de los demás. Hoy, los problemas de la banca privada se convierten en un problema público durante una crisis porque hay innumerables garantías estatales y acuerdos globales en el mundo interconectado. Pero además hay deuda. Y mucha deuda. En los próximos meses se deben pagar más de 5 billones de dólares.Y adivinen quien tiene la mayor parte de esta torta. Sí, los Estados Unidos, solo ellos deben cubrir 2.25 billones de dólares. Pero, no tiene ningún problema, sólo tiene que fabricar el dinero y YA¡, solucionado. Esa será una nueva cuenta en el festín financiero, quien pagará esa cuenta?. Por eso no nos cansamos de advertir de las amenazas que podría acarrear la economía mundial para los próximos meses, en vez de ir atenuándose, pareciera que se agudizarán. ¿Será la caída de Grecia la primera ficha del dominó europeo?. Nada está dicho.

Qué está ocasionando todo esto, pues los intereses individuales que se anteponen a los colectivos seguramente. La ética no es una moda, son códigos de principios morales que establecen estándares acerca de lo que es bueno o malo, correcto o incorrecto para la propia conducta y que por lo tanto orienta el comportamiento de una persona o grupo. En consecuencia, el propósito de la ética consiste en establecer principios de conducta que ayudan a la gente a elegir entre varios cursos alternativos de acción. En la práctica, la conducta ética es aquella que se acepta como buena y correcta en contraposición a lo malo o incorrecto en el contexto del código moral imperante. En esto, ya todo está dicho. Hagámoslo.


Por Boletín Gestión Empresarial - 10 de Junio, 2010, 12:18, Categoría: Crisis
Enlace Permanente | Referencias (0)

Secuela de la Crisis en los trabajadores

Luego de una breve recesión, la incertidumbre todavía no da cuenta de la forma y la velocidad de la recuperación. El impacto de las operaciones de reestructuración empresarial en los empleados ya ha sido significativo.

en europa se hizo una interesante encuesta que es muy oportuno analizar. En la encuesta anual del bufete británico de abogados, Speechly Bircham, elaborada conjuntamente con un equipo académico de la King"s College London, nos resume el impacto de la crisis sobre los trabajadores. Más de 350 profesionales de recursos humanos respondieron a la encuesta en noviembre de 2009.

Las conclusiones principales de la encuesta este año incluyen las siguientes:

Que este año hay optimismo, aunque cauto, sobre el crecimiento de la fuerza laboral y la vuelta a la contratación de universitarios.
Se verá un aumento del estrés, problemas con la fuerza laboral y la rotación de personal.
El compromiso de los empleados es el mayor desafío de recursos humanos del 2010.
Los empresarios expresan incertidumbre sobre el nivel total necesario de la fuerza laboral y de las competencias necesitadas.
Continuará la escasez de competencias en áreas críticas.
El trabajo flexible se ve como positivo, ahora que han terminado las reducciones en la fuerza laboral.
Ausencias del trabajo y problemas disciplinarios son razones importantes para el cese de un trabajador.

Este último es interesante, ya que de las empresas que hablaron de las razones por cesar a un trabajador, las que nos dan por cesar incluyen las siguientes:

36%, ausencias del trabajo.
42%, problemas disciplinarios.
46%, el mal rendimiento en el trabajo.
22%, el tiempo de servicio del trabajador (a pesar de que esto sea discriminatorio).

Por otra parte, el cuadro que incluimos es interesante por varias razones, ya que nos da dos períodos y los cambios entre los distintos aspectos que animan al trabajador. Por lo que vemos en la tabla, los temas que más preocupaban antes estaban relacionadas con la crisis y el miedo de los trabajadores sobre su situación. Entre los problemas más importantes entonces destacaban su relación con sus jefes, la intimidación y el acoso que sentían, y la discriminación. Temas que han bajado en importancia.

En el segundo periodo ya se están viendo a los trabajadores imponer sus criterios en las preocupaciones que están subiendo. Estos incluyen, por ejemplo, su crecimiento en la empresa, su nivel de estrés y sobre sus vacaciones, condiciones laborales y compensación.

Finalmente, los tres retos de personal más importantes para 2010 identificadas por las empresas son los siguientes:

Mantener el compromiso de los trabajadores, 68%
Planificación de la sucesión de los directivos, 53%.
Gestionar el crecimiento y la expansión, 45%

Este informe resume las cuestiones más importantes que surgen de la mano de obra, la recesión y la recuperación económica prevista. También se examinan los efectos sobre las políticas, prácticas y el funcionamiento de los departamentos de recursos humanos, luego de la crisis. Para bajar el informe completo


Por Boletín Gestión Empresarial - 17 de Febrero, 2010, 3:03, Categoría: Crisis
Enlace Permanente | Referencias (0)

China, la nueva burbuja inmobiliaria


Los Chinos se jactaron mucho tiempo de su crecimiento y este lo atribuían en gran parte a su desarrollo inmobiliario. En estos últimos días se ha estado hablando mucho de la gran burbuja inmobiliaria de Dubai. El asunto es que la crisis de la deuda de Dubai se puede aliviar en Wall Street y las bolsas de todo el mundo, pero la ansiedad está empezando a crecer en China. Como es sabido, la economía de este país estaría en función de auge inmobiliario y sus proyectos de infraestructura. Dubai se ha reducido alrededor de $ 80 mil millones, sobre todo de Dubai World, el gran conglomerado estatal del que habláramos en el artículo anterior. Esta propiedad que representa alrededor de 59 mil millones dólares de la deuda, en gran parte de su promotor inmobiliario Nakheel, creador de la Palm Islands; no tendría los problemas financieros que sí podrían tener los proyectos inmobiliarios Chinos.

Actualmente, los analistas y economistas del mundo están divididos sobre si China anunciará esta semana el impacto del "asunto Dubai". Algunos están tratando de aliviar los temores sobre el crecimiento, mientras que otros advierten de graves consecuencias si no se toman medidas de inmediato.

Pues China tiene su propia burbuja inmobiliaria. Como esta burbuja de bienes raíces sigue creciendo en tamaño, una crisis similar a la de Dubai es probable que tenga lugar en China y el impacto podría ser mucho más devastador.

Los grupos de noticias provenientes de China son cada vez más impactantes, pues se advierte de una gran alarma, como en una economía hormiga que sería mucho más letal y que se derrumbará peor que en Dubai.

Pero, ¿de qué manera se daría esto y cuáles serían las consecuencias para esa región tan lejana y para el mundo entero?.

Estudiando las últimas estadísticas que nos llegan de los bancos centrales del mundo, los bancos chinos han prestado 6.21 billones de yuanes; (1 Chinese yuan = 0.146497 U.S. dollars) casi US$ 909 millones de dólares, a los sectores de Real State o de bienes raíces. La cifra sería mayor si se tomara en cuenta el financiamiento privado a los compradores de viviendas. Los eruditos chinos creen que la deuda del gobierno local será de más de 13 billones de yuanes; y eso que esto no incluye la deuda del Estado. Junto con los casi 4 billones de dólares propuesto por el el gobierno Chino  sobre su paquete de estímulo. Sí, también ellos están es ese tema. Con esto China se convertirá en un país con la inversión más loca de infraestructura de vivienda, que sin el debido control, es casi seguro que resultará en una enorme cantidad de préstamos incobrables, como ocurrió en la década de 1990 y que ya casi no tenemos el recuerdo.

Por otro lado, no olvidemos que el mercado inmobiliario de Estados Unidos se derrumbó por tratar de impulsar su economía con bienes raíces. Tampoco olvidemos que el sector vivienda en Japón también se derrumbó por la misma razón. China podría tener la misma suerte si se basa en el desarrollo inmobiliario y no controla su posición financiera generadora de flujos, que es la que finalmente garantizará la continuidad del negocio financiero en proyectos inmobiliarios. La semana pasada el mercado inmobiliario de la región de China y Dubai tuvo un rugido estrepitoso. Esto trajo una secuela de contención de las compras para convertirlas en eminentemente especulativas en el sector inmobiliario.

Haciendo un recuento de los valores inmobiliarios de los últimos meses, los precios de las vivienda de Shanghai han crecido a un nivel récord, a decir de las últimas experiencias inmobiliarias en Estados Unidos y Dubai, esto es ya un mal síntoma. Según China News Service, el precio de las vivienda en Beijing está alrededor de los 70,000 yuanes por metro cuadrado en las zonas urbanas, precio medio a finales de octubre. Pero, es necesario advertir que estos precios se han incrementado 50% de año a año en los últimos dos años. También, según las estadísticas del gobierno Chino, los empleados en Beijing obtuvieron un ingreso anual promedio de 44,715 yuanes el año pasado. Bueno aquí si los precios son comparables con los de Dubai, donde el récord de casi 30,000 yuanes.

La burbuja inmobiliaria estaría creciendo a un ritmo peligroso en China, el país tiene, respecto a viviendas, la relación precio-tasa más grande del mundo. Además, la más baja tasa de alquiler, casi sin fines de lucro, y la mayor tasa de viviendas sin vender también. Las políticas del gobierno, incluyendo reducciones de impuestos para compra inmobiliaria, los tipos de interés muy bajos y menores requisitos para los anticipos o pagos de inicial, han llevado a un incremento en las operaciones de propiedad, sin precedentes. La burbuja de la vivienda de China definitivamente puede hacer daño a la macro-economía del país. Posiblemente podría destruir todo el sistema financiero y la estabilidad social de China. Lo que pasa es que en China existe una marcada asimetría entre el desarrollo del sector inmobiliario y el desarrollo de su propia economía.

Los especialistas coinciden en que el error de Dubai es que se sobreestimó el poder adquisitivo de la gente. Algo un poco diferente de lo que pasó en China que creció de manera desmedida un producto inmobiliario propuesto para su gente. Veamos lo que nos dijo EFE a finales del año pasado:

 

China y el mercado de bienes raíces de Dubai tiene muchas semejanzas al haberse desarrollado muy rápido, sin antes consolidarse y fueron a la búsqueda de mercados financieros sin encontrar primero la sostenibilidad de su propios proyectos, obteniendo un desarrollo muy rápido. Pero también tienen diferencias fundamentales. La crisis de Dubai fue provocada por el endeudamiento excesivo de "dinero caliente" a su industria de bienes raíces, y los proyectos no puede ser completamente consumidos localmente, mientras que los desarrolladores de China se financian a través de préstamos bancarios y obligaciones, sin la participación de "dinero caliente". Y la mayoría de las casas fueron adquiridas por las personas para uso residencial, con una pequeña parte para la reventa o como negocio especulativo.

Según la revista The Global Times de la semana pasada, la burbuja inmobiliaria no iba a estallar en un corto plazo gracias al gobierno Chino de impulsar el mercado de la vivienda. Sin embargo, el gobierno se enfrenta a un dilema entre la promoción del crecimiento económico y proporcionar a su pueblo con viviendas asequibles.

El gobierno Chino no debería, por ahora, incrementar más producto al sector inmobiliario, sino utilizar a este como instrumento financiero para ajustar el mercado. Y lo puede hacer con cierta facilidad si monetiza parte de los bonos de deuda Norteamericana en el mercado de valores mundial. Con ello su problema pasaría a disiparse con decisiones en Wall Street como con Dubai. Pero, esto no le gustará al Tío Sam que se apresta a invadir nuevamente Pakistán.

Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 8 de Diciembre, 2009, 0:26, Categoría: Crisis
Enlace Permanente | Referencias (0)

El Efecto Dubai

"Una clarinada de alerta tuvo nuevamente el mundo este fin de semana pasado. Se trata ahora de la posible nueva crisis financiera que azotaría al mundo, no saliendo de una, podríamos entrar a otra más dura".

Esta y otras expresiones periodísticas, se han dado en las últimas horas respecto al máximo exponente de las burbujas inmobiliarias que se han sucedido por todo el mundo. Se trata de Dubai.

Dubai, enclavado en Emiratos Árabes, por la excentricidad de sus gestores de proyectos inmobiliarios, ha convertido una ciudad en medio del desierto en un campo de arena tupido de condominios, edificios de departamentos lujosos, hoteles, rascacielos e islas paradisíacas. En la época dorada del boom de la construcción, cualquier cosa era poca para este emirato árabe. Pero la crisis ha golpeado con fuerza a Dubai ahora. Las obras se han parado y el flujo de crédito se ha detenido. Hasta que, este fin de semana pasado, anunciaron una moratoria en el pago de una deuda de 3,500 millones de dólares del holding estatal que ha construido las famosas Islas de las Palmeras. Esto no ha arrugado la cara a quienes toman decisiones en los mercados internacionales. Sin embargo, alguna prensa irresponsable, ha tomado este asunto como una nueva crisis financiera mundial. Por el momento es posible que el emirato más rico salga al rescate de Dubai con dinero procedente del petróleo, pero otros Estados cuyas cuentas públicas no estén saneadas pueden correr peor suerte a lo largo y ancho del mundo. No cabe duda que es un episodio sui géneris de un estado que se excedió en sus extravagancias.

Pero, ¿cuál es verdadero problema en Dubai y qué tanto se podría decir de una burbuja inmobiliaria que pondría en serio riesgo a la economía del planeta?

Dubai o el Emirato de Dubai, el nombre "Dubai" no tiene ningún significado en árabe, pero en hindi significa "Dos Hermanos" es uno de los siete emiratos que integran desde 1971 los Emiratos Árabes Unidos. Posee 4,114 km² y su población asciende a 2´262,000 habitantes (2008). La ciudad de Dubai es famosa por sus cientos de atracciones turísticas y su gran zona de rascacielos, entre ellos el Burj Dubai, y bloques de edificios en Sheikh Zayed Road, situada en el distrito financiero de Dubai.

En el emirato últimamente se han construido grandes rascacielos (entre los que se encuentra el Burj Dubai), y se ha convertido en una puerta muy importante para Occidente que entre otras ventajas constituye un centro financiero de envergadura mundial en una zona que no contaba con semejante infraestructura, estratégicamente localizada entre las capitales financieras de Londres y Singapur. Además, se celebran bastantes convenciones y conferencias internacionales, y una de sus grandes fuentes de ingresos es el turismo, especialmente el de lujo. Dentro de los grandes proyectos de urbanización y de turismo, así como de vivienda de lujo, se encuentran las Islas Palm, con tres diferentes ambientes; en Palma Jumeirah, que es el primero de los proyectos; en Palma Jebel Ali, que es el segundo (50% más grande) y Palma Deira, tres veces mayor que el primero

Veamos el panorama inmobiliario de Duabi, en solo tres de sus interesantes proyectos: The World, el Hotel Burj al Arab y la torre Burj Dubai.

 

 

Ahora que ya sabemos un poco más de Duabi, vayamos a desarrollar el tema económico y su efecto en la economía global.

Dubai, uno de siete estados autónomos que conforman los Emiratos Árabes Unidos, registró un crecimiento acelerado de tres décadas que terminó con un boom de seis años en el sector de la construcción, en una carrera económica financiera sin precedentes en el mundo. Durante esa época reciente, se dio a conocer en todo el mundo como un lugar de proyectos ambiciosos con rascacielos, hoteles, islas artificiales y conjuntos residenciales.

Pero, desde el segundo semestre de 2008, la economía ha decaído y los precios de los inmuebles se han derrumbado. La semana pasada, la empresa estatal responsable del rápido crecimiento económico de Dubai, pidió a sus acreedores una extensión de seis meses para pagar sus deudas. Dubai World, que tiene una deuda de US$ 59,000 millones, está pidiendo posponer sus pagos hasta mayo del 2010. Tanto la empresa, como el emirato como ente económico, han sentido los golpes de la crisis económica mundial y los inversionistas globales ya empiezan a sentir las repercusiones del anuncio.

Los analistas más conspicuos dicen que el emirato está pagando el precio de su extravagante modelo económico basado en la inversión extranjera y gigantescos proyectos de construcción. Para muestra veremos la inauguración del Hotel Atlantis en Dubai. (hacer doble click en la imagen para ver en pantalla completa).

La firma de desarrollo inmobiliario, Nakheel de Dubai pidió la suspensión de tres de sus bonos islámicos, valuados en 5 mil 250 millones de dólares, a la espera de los detalles de los planes de reestructuración de su matriz, una movida probablemente destinada a frenar la especulación. La solicitud paró brevemente, pero no detuvo las operaciones con los bonos, que son intercambiados en forma extrabursátil (en notarías públicas) y no en el mercado bursátil, donde la cotización es considerada un mero tecnicismo.

El pedido alimentó la confusión que ha prevalecido en los mercados desde que la semana pasada el gobierno de Dubai informó que buscaría demorar los pagos de deudas a acreedores de Nakheel y Dubai World, lo que por un momento generó temores a una renovación de la crisis financiera global.

Los tres instrumentos que cotizan en bolsa son un sukuk (bono islámico especial en este lado del mundo) de 3 mil 500 millones de dólares con plazo el 14 de diciembre, uno de 3 mil 600 millones de dirhams (980.1 millones de dólares) que vence el 13 de mayo y un sukuk de 750 millones de dólares con plazo del 16 de enero de 2011.

De acuerdo a una investigación hecha a corto, el bono de diciembre de Nakheel operaba a 58 el lunes, según datos de Thomson Reuters, habiendo cotizado hasta un máximo de 110 el miércoles, antes del anuncio del gobierno de Dubai. Su deuda del 2011 opera a 55. Lo que se está haciendo con esta jugada es tratar de minimizar el gran monto de especulación que continua hasta que salga una afirmación defensiva por parte de Emiratos Árabes en su conjunto.

Nakheel, desarrollador inmobiliario de una serie de islas artificiales con forma de palma en la costa de Dubai, dijo que había pedido a Nasdaq Dubai que suspendiera los tres bonos islámicos "hasta que esté en posición de informar completamente al mercado". Los ejecutivos de Nakheel no dieron cara para dar algunas explicaciones o más detalles sobre la mencionada suspensión.

El mercado estimaba ampliamente que el primer bono de Nakheel, el sukuk de 3 mil 500 millones de dólares, sería pagado en el tiempo previsto. Las acciones de los Emiratos Árabes Unidos bajaron entre 6 y 7 por ciento el lunes 30, por primera vez desde que Dubai pidió la demora de la devolución de deudas la semana pasada. La federación ofreció el domingo pasado el apoyo bancario de emergencia del país y el emirato Abu Dabi dijo que brindaría respaldo selectivo a compañías de Dubai.

Por otro lado, el viernes pasado, pese a que Wall Street estaba cerrado por ser el Día de Acción de Gracias, el viernes negro en que la gente madruga para comprar como loca a precios bajísimos, la moratoria solicitada por Dubai en el pago de sus acreencias desató un nuevo pánico en las bolsas. El golpe más fuerte lo vivieron los bancos europeos al ser los más expuestos con los pasivos del ahora más famoso emirato. A continuación un ranking de las más relevantes caídas: el Barclays con 8%, RBS con 7,8%, Deutsche Bank con 6,4% y Société Générale con 5,5%. Los bancos españoles BBVA y Santander bajaron poco más del 3%.

Para quienes semana a semana le tomamos el pulso a la economía mundial, podríamos decir que realmente desde hace casi un año la tierra del lujo, la suntuosidad y los proyectos inmobiliarios excéntricos se encuentra en dificultades. Pero estas dificultades nunca fueron de vital relevancia y menos con impacto en los mercados bursátiles del mundo, siempre solo locales a nivel empresarial.

A continuación una entrevista por la BBC en septiembre de este año, como se puede apreciar, muchas obras están paralizadas y el valor de las propiedades ha experimentado una caída importante hasta del 70%. El país se ha visto afectado tanto por la caída en el precio del petróleo, como por la falta de crédito. Este hecho sugiere que los emiratos liquidarán parte de sus activos en el Reino Unido y Estados Unidos, provocando un mayor descenso en el valor de las propiedades en estos países, pero fortaleciendo el dólar.

 

Investigando aún más atrás sobre este asunto, el experimento financiero de Dubai comenzó luego de la segunda gran guerra, en los años 50, con el jeque Rashid, padre del actual gobernante. Los millonarios ingresos del petróleo convirtieron a la península arábica en un importante centro de comercio internacional. Cuando el jeque Mohamed decidió convertir a la ciudad en un centro financiero y turístico internacional, comenzó la millonaria inversión en infraestructura y la convocatoria a enormes trust y solventes constructoras del mundo.

No fue sino desde el año 2003 al 2007 que los precios de las propiedades se cuadruplicaron, y no hubo freno al derroche. Ahí llegaron los ricos y famosos de todo el mundo, como David Beckham y Brad Pitt. Sólo en la inauguración del Hotel Atlantis, la isla del Palm Hotel, se gastaron más de 20 millones de dólares. Para los arquitectos de Dubai, el cielo era el límite. Sin embargo, todo fue levantado sobre una enorme deuda.

Desde fines del año pasado y con la fuerte caída en los precios de las propiedades, el desarrollo se estancó y todos los planes se redujeron. El proyecto para la torre de los mil metros de altura fue cancelado y más de 400 construcciones por un valor de 300 mil millones de dólares quedaron detenidas, incluyendo las célebres islas artificiales.

Tras el aviso de moratoria, las bolsas este lunes 30 tambalearon haciendo retroceder los índices de todo el mundo. La turbulencia favoreció al dólar, que se apreció frente al euro y el yen, mientras el precio del petróleo se deslizó tímidamente 2 dólares. Este nuevo colapso nos anticipa que la crisis entra en una nueva fase con más complicaciones para el sistema financiero.

Creemos que este asunto hay que verlo en dos perspectivas: la primera establecer que este asunto es meramente regional y, de ser así, Dubai sería un elefante blanco con serios problemas financieros compartidos con otras economías por los préstamos a bancos europeos. Por otro lado, la deuda per cápita en Dubai es una de las más altas del mundo y resolver o cubrir el hueco dejado lo único que hará es fortalecer al dólar norteamericano, que podría ser motivo de otro artículo porque este ya está muy extenso.

Lo importante es que esta crisis hará más cautelosos a los ahora nerviosos inversionistas referente a los mercados emergentes en general. Ahora podrán recordar que estos son mercados de alto riesgo y que la oficina de riesgos de las entidades financieras no es un paso en el trámite sino la parte más importante del  proceso crediticio.

Definitivamente este asunto tiene para rato y las implicancias en el mediano plazo, como dijimos, se verá en los mercados emergentes en general.


Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 1 de Diciembre, 2009, 2:10, Categoría: Crisis
Enlace Permanente | Referencias (0)

Luego de tocar fondo, el ascenso

Nobody has a crystal ball..., esta es una expresión idiomática en inglés qué más les gusta a los economistas de todo el mundo para hacer entender lo que realmente no saben explicar. Y es así, "nadie tiene una bola de cristal" para saber qué pasará en la economía en los próximos meses, menos aún cuando los pronósticos del año pasado no hicieron prever la estrepitosa caída en la economía peruana para este año. Ni los más conspicuos estudiosos y economistas del mundo pudieron prever la caída tan rápida del crecimiento de Perú. De un PBI de 9.86% a uno proyectado de 1% para fines de este año.

Ahora la pregunta del millón es: ¿cuán profundo es el hueco para Perú?. Si ya lo peor habría pasado y ¿cuánto demorará el país en su recuperación?.

Luego de un par de meses de resultados más negativos que lo esperado, las cifras para agosto y septiembre confirman el consenso entre analistas económicos en el sentido de que durante julio se tocó fondo en la caída de la producción y que ha iniciado un proceso de vuelta al crecimiento, el cual se debe de acentuar durante el último trimestre de este año.

Si bien este año estadísticamente está perdido, se puede esperar cerrarlo con un incremento del PBI del orden del 1%. Para el próximo año, al paso que vamos, el crecimiento se debería situar alrededor del 3%. Esto fue corroborado la semana pasada por el Fondo Monetario Internacional (FMI) quien revisó su pronóstico para todas las economías del planeta y señaló que Perú terminará con un PBI de 1% en el 2009 y el 3% en 2010. Ya no es prematuro afirmar contundentemente que lo peor ya pasó, hay indicios que sugieren que en Perú ya se tocó fondo y que después del primer trimestre malo se pasará a un terreno positivo en la segunda mitad del año.

Sin embargo, esta proyección es insuficiente ya que nuestra población laboral crece al 2.5% anual, esa tasa de crecimiento significa un estancamiento ya que el año próximo no tendremos el colchón de la caída en la inflación para compensar la falta de incremento en los ingresos. Inclusive, siendo un año electoral, sería poco conveniente que la insatisfacción siga en crecimiento, aumentando las posibilidades de los antisistema tanto en las elecciones regionales como en las generales.

Para esta recuperación podríamos advertir algunos asuntos pendientes como:
- Aumentar en algo el diferencial tributario entre distribución de utilidades y reinversión. En la actualidad, este es de solo 3% y sería más conveniente que sea el duplo, lo cual puede hacerse programándolo a lo largo de por lo menos dos años, para amortiguar el impacto fiscal, aunque sí tendría un efecto inmediato en acelerar la toma de decisión de inversión.
- También están pendientes desde hace mucho tiempo las reducciones arancelarias y eliminaciones de cargas burocráticas. Quizás el Consejo Nacional de la Competitividad se debería dedicar a eliminar diariamente por lo menos de una docena de trabas, con lo cual, al cabo de seis meses, ya se tendría un impacto espectacular.
- Por otro lado, la promoción del empleo formal para mypes ya no puede esperar más y, si bien la ejecución de la inversión pública parece aumentar, falta aún apurar lo de obras por impuestos que tanta publicidad tuvo en su momento y que nos ocuparemos en otra oportunidad.

Lo único bueno de haber tocado fondo es que ya no hay más a dónde caer y lo que resta es mirar hacia arriba, hacia la pendiente positiva, para comenzar a salir del hoyo. Lo cierto es que la salida de la crisis será muy lenta y, por supuesto, dependerá mucho de lo que suceda con Estados Unidos.

En lo que a Estados Unidos respecta, podríamos decir que el FMI pronosticó una caída este año del -2.8% y un 0% en el 2010. Aunque empeora el pronóstico para 2009, deja ver una tenue luz al final del túnel para el próximo año. Y eso es también parte de la misma luz de esperanza para Perú y la región.

En el mismo Estados Unidos el pesimismo es más extremo. El economista estadounidense Nouriel Roubini tiene un pronóstico mucho más negativo, su proyección para Estados Unidos es de -3.5% para 2009 y -1.5% para el 2010.

¿Quién tendrá la razón, las aves de mal agüero o los profetas de resurrección? Es el viejo dilema de la economía, de ver el vaso medio lleno o medio vacío. Habrá que elevar nuestras oraciones al creador como nunca para que, en esta ocasión, se cumplan las promesas de una vida mejor.

En Diciembre del 2006 el Banco Mundial dedica un libro sobre la economía de Perú. Por primera vez en la historia republicana del país, la transición presidencial tiene lugar en democracia, paz social, rápido crecimiento económico, y mercados mundiales favorables. En otras palabras, nunca hubo una oportunidad mejor para construir un Perú diferente—más rico, más equitativo y más gobernable. Respecto al libro, este reúne, en un único marco conceptual, los análisis de los 34 capítulos sectoriales y en las dos perspectivas históricas que los preceden. Al hacerlo, elabora una agenda comprensiva de reforma que, implícitamente, ilumina posible secuencias y prioridades. Este libro solo pretende ser una contribución técnica e independiente a ese debate. Condensa los conocimientos disponibles sobre los desafíos a los que se enfrentará el nuevo gobierno. No recomienda recetas, sino que indica opciones de política pública. Se basa en el análisis de la realidad actual y en seis décadas de asociación con el Perú, durante las cuales se han puesto en marcha más de cien proyectos del Banco Mundial y se han escrito más de quinientos informes técnicos a lo largo del espectro del desarrollo económico. Enfoca además, tres aspectos de vital relevancia,... pero, mejor veamos algo de su presentación:

 

En el 2008, CNN presentaba una noticia dando cuenta del mejoramiento de la economía peruana:

En Mayo del presente año, según expertos en economía, por ejemplo Luis Alberto Moreno, Presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, pronosticó que el Perú es el país con la tasa de crecimiento más alta de Latinoamérica en 2009, seguido por Colombia, Chile y Brasil. Como contrapartida, los analistas estiman que México, Centroamérica, Venezuela, Argentina, Ecuador, Europa del Este y España, son los países más golpeados por la crisis. Programa "Oppenheimer Presenta" (2009):

 

"No hay un único camino para el resurgimiento de nuestro Perú. Las reformas que necesita Perú deben surgir de un debate nacional amplio y participativo, de una visión común concebida por peruanos y para los peruanos". Esta última expresión la estamos escuchando desde que tenemos uso de razón. Sin embargo, debemos reflexionar: ¿qué estamos haciendo por el logro de esta gradiante positiva de nuestra economía?.

Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 30 de Octubre, 2009, 19:30, Categoría: Crisis
Enlace Permanente | Comentarios 1 | Referencias (0)

Artículos anteriores en



<<   Octubre 2017    
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Enlaces
eGrupos
ZoomBlog

 

Blog alojado en ZoomBlog.com