Inicio


Acerca de
Suscríbete al blog

Categorías
General [8] Sindicar categoría
Construcción [4] Sindicar categoría
Crisis [6] Sindicar categoría
Economía [5] Sindicar categoría
Lean Construction [1] Sindicar categoría
Marketing [3] Sindicar categoría
Negocios [2] Sindicar categoría
Proyectos [2] Sindicar categoría
Riesgos [1] Sindicar categoría
Tecnología [2] Sindicar categoría

Archivos
Octubre 2013 [1]
Abril 2012 [1]
Abril 2011 [1]
Marzo 2011 [1]
Febrero 2011 [1]
Enero 2011 [1]
Diciembre 2010 [1]
Octubre 2010 [1]
Agosto 2010 [3]
Julio 2010 [1]
Junio 2010 [2]
Abril 2010 [1]
Marzo 2010 [2]
Febrero 2010 [5]
Enero 2010 [1]
Diciembre 2009 [3]
Noviembre 2009 [4]
Octubre 2009 [4]

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios

 


La economía del mundo en el 2011

Al finalizar el 2010, escribimos el artículo: "Wikileaks: La Primera Ciberguerra Mundial". A partir de esto hemos recibido una cantidad impresionante de emails dando cuenta de muchos sitios en Internet donde se pueden enrolar y atrincherar los amantes de la libertad. Sin embargo, como esto tiene connotaciones políticas, no debemos de salir de nuestro propósito de propalar el conocimiento en temas económicos y empresariales para que nuestros suscriptores tomen mejores decisiones. Aún cuando si hablamos de economía, tenemos que hablar de política y viceversa.
 
 Parece que ahora nos toca vivir los tiempos de las macro guerras, ya dimos cuenta de la Ciberguerra, en muy poco tiempo, con el resurgimiento -luego de más de veinte años- del concepto de individualización masiva, tendremos una nueva guerra de la mercadotecnia. Pero antes, al parecer, nos aprestamos a ser testigos de otra guerra, la de las divisas.
 
 Pero, ¿existe realmente una Guerra de Divisas?
 Como todos sabemos, hace unas semanas el G-20 finalizó con esta declaración: “Las naciones participantes, debemos apuntar a generar mercados con un sistema de tipo de cambio que reflejen los fundamentos económicos subyacentes (léase naturales) y que los países nos abstengamos de toda devaluación competitiva de las divisas”.
 
 Al parecer seguía la retórica -para variar- al propio estilo del G-20, pero con un rasgo de mea culpa. De inmediato el prestigioso Wall Street Journal decía: “Como cualquier pacto del G-20, específicamente sobre divisas no se llegó a nada en concreto, ni se generaron mecanismos de acción…lo que se ha buscado es la presión del grupo para convencer a los países con excedentes comerciales (léase por favor: o de grandes forados) en adoptar políticas de tipo de cambio que ayuden a reducir el déficit presupuestario, generar cambios en las regulaciones y que en suma busquen un equilibrio económico”. Esto sí era retórico.
 
 La pregunta del millón es. ¿cómo nos damos cuenta que hay una guerra de divisas?. Teóricamente, entendamos Guerra de Divisas como un contexto de devaluación de las monedas buscando impulsar la economía a través de las exportaciones y de otros diversos mecanismos de competitividad. Podría ser un estímulo para algunas economías sin embargo también es una arma de doble filo. Dado que, al devaluar una divisa, se corre el riesgo de incrementar el costo de vida al largo plazo porque la capacidad adquisitiva de los bienes y servicios serán inevitablemente mayores. Como todo en la vida nada es completamente perfecto y todo debe hacerse planificadamente y en dosis adecuadas.
 
 A todo esto, ¿podríamos decir que hay algunos países que abiertamente la están practicando y otros tratan de maquillarlas con dobles discursos?..., ¡exactamente!. El secretario del tesoro Timothy Geithner aseguró en el G-20 que Estados Unidos de Norteamérica apuesta por un dólar fuerte y que vendrán fuertes estímulos monetarios para apreciar al cada vez más alicaído dólar. Reforzando esto son varias las voces que indican de que la Reserva Federal con el fin de inyectar liquidez va comprar entre 100,000 a 200,000 millones de Treasury Bonds. Hasta aquí podría parecer que Geithner nos está seduciendo; pero, como diría uno de nuestros suscriptores, la pregunta cae de madura: ¿Si Estados Unidos de Norteamérica apuesta a un dólar fuerte, por qué mantienen la tasa de interés en casi 0%?, eso no tiene mucha lógica y se lleva de encuentro algunas teorías básicas de economía.
 
 Pero, empezamos a entender cuando leyendo un cable en nuestro smartphone, enviado por Jim O’neill, crítico de Bloomberg, leemos lo siguiente: “En un momento en donde los precios deflacionarios se han convertido en el mayor peligro; con un crecimiento peor de lo esperado y buscando el estado impulsar la exportaciones....", ya tenemos algo de lógica.
 
 Según Ashraf Laidi, director de CMC Markets dice abiertamente: “La guerra de divisas se producirá si USA aprueba la Ley de proteccionismo en el congreso que gravaría (elevaría los aranceles) a las importaciones chinas en un 27% (medida muy radical, pero que podría producirse y si pasase, arde Troya)".
 
 Algo de conceptos sinceros
 Hablar de divisas es adentrarse en teoría economía muy especial. Porque las divisas son una relación tácita donde unos ganan y otros pierden. Sean cuales sean las razones de la revaluación o devaluación de una divisa, estas razones son ganancias solo si otros pierden. Es decir, no puede todo mundo devaluar en simultaneidad. Es imposible lógicamente y por tanto carece de sentido político. Para hablar con sinceridad y transparencia, la situación mundial es arto conocida. Hemos estado viviendo en un mundo donde el dólar norteamericano es la divisa mundial de reserva por excelencia, impuesta por Isenhoward en Bretton Woods. Esto le ha dado a Estados Unidos un privilegio que ningún otro país tiene. Puede imprimir su divisa a voluntad y cuando le plazca, siempre y cuando piense que al hacerlo resuelve algún problema económico inmediato en su país. Claro que quienes pagarán la cuenta somos nosotros. Ningún otro país puede hacer esto, en otras palabras, ningún otro país puede hacerlo sin tener una penalización mientras el dólar se mantenga como la divisa de reserva aceptada. También sabemos que el dólar ha estado perdiendo su valor en relación con otras divisas. Pese a las fluctuaciones, la curva ha sido descendente tal vez desde hace unos 30 años. China, Corea y Japón tienen políticas relativas a las divisas que otros países critican y que merece la atención en los medios más especializados. Sin embargo, por un tema de equidad, en este momento no es fácil establecer la política más sabia, aun desde la perspectiva más egoísta de cada país.
 
 La última ventaja de Estados Unidos es justamente su divisa como reserva del mundo. Es por tanto comprensible que ese país hará lo que pueda para mantener esa ventaja. Para hacerlo requiere de la voluntad de otros países no solo para que usen el dólar como modo de calcular las transferencias, sino como algo en lo cual invertir sus excedentes, particularmente en bonos del Tesoro. Por otro lado, la tasa de cambio del dólar ha ido deslizándose constantemente a la baja. Esto significa que tales excedentes invertidos en bonos del tesoro valen menos cada vez que pasa el tiempo. Llegará a un punto en que las ventajas de tal inversión –siendo la principal ventaja el sostener la capacidad de las empresas estadounidenses y los consumidores individuales para pagar por sus importaciones– serán menores que la pérdida del valor real de las inversiones en bonos del Tesoro. Ambas curvas se mueven en direcciones opuestas. Si el valor de unas acciones está cayendo, los dueños querrán deshacerse de ellas antes de que caigan muy bajo. Como dijimos en artículos anteriores, China en el más grande acreedor de Estados Unidos, si reconvierte su deuda en dólares y pasa a Yuanes, marcará un despropósito inundando el mercado de dólares y con ello, este bajará irremediablemente. Pero, ¿a quien convendría esto?
 
 En relación a quienes tiene bonos del tesoro, el asunto es encontrar un momento preciso para deshacerse de las acciones: uno que no sea ni demasiado tarde ni demasiado pronto ni demasiado lento ni demasiado aprisa. Esto requiere un sentido perfecto del tiempo y una sincronización perfecta entre el tipo de cambio de las divisas. El dólar ya no puede mantener el grado de confianza mundial de que gozó por más de cincuenta años. Tarde o temprano, la realidad económica provocará su caída. Puede ocurrir en una conmoción de cinco minutos o en un proceso más lento. Y cuando ocurra, la pregunta es ¿qué pasará entonces?”.
 
 Lo cierto es que, por hoy, no hay otra moneda que tenga el equilibrio necesario para reemplazar al dólar como divisa de reserva. Siendo ese el caso, cuando el dólar caiga no habrá divisa de reserva. Estaremos en un mundo multipolar de divisas. Y un mundo multipolar de divisas es un mundo muy caótico, en el cual nadie se siente a gusto porque los constantes virajes repentinos de las tasas de cambio hacen muy precarias las predicciones económicas a corto plazo.
 
 Se inició la temporada de caza al dólar
 Para quienes piensan que en la reciente reunión del G-20 en Seúl no se logró nada de importancia, pues están muy equivocados. En conferencia de prensa al término de la reunión, el Presidente francés Nicolás Sarkozy dio a entender que el Presidente chino, Hu Jintao, y él habían acordado una estrategia para, en los próximos doce meses, cuestionar el papel del dólar norteamericano como principal moneda de reserva internacional y reconoció que el tema principal de su agenda como nuevo titular del grupo será la revisión del sistema monetario internacional.
 
 Mientras tanto, y para confirmar la estrategia, Hu, quién estratégicamente visitó a Sarkozy antes de la reunión del G-20, está organizando un “seminario” sobre el mismo tema en la primavera (del hemisferio norte) del 2011 bajo los auspicios del mismo G-20. ¡Que los chinos aparezcan organizando un “seminario” de esta naturaleza!, no es una mera coincidencia, pues la mayoría de sus reservas internacionales están denominadas en dólares y están desesperaditos de que estas sigan perdiendo valor. Y aunque seguirán con su estrategia de diversificación de sus reservas y compra de activos en ultramar, están muy preocupados.
 
 En un artículo del año pasado (Marzo del 2009) advertimos que el Gobernador del Banco Central de China, quizás anticipando lo que se veía venir, había propuesto reemplazar al dólar con la moneda que se utiliza en el Fondo Monetario Internacional: los Derechos Especiales de Giro (DEGs). Su propuesta cayó en sacos rotos en aquella oportunidad, pero como la crisis de las monedas internacionales está cada vez peor, sobre todo después del anuncio de echar a andar "la maquinita" de la FED, ahora quizás hay más urgencia para llevarla a cabo. A propósito, fuentes de mucho prestigio dan cuenta de un trillón de dólares de maquinita, desde que se inició la gran crisis financiera global. ¡Qué rico!, ellos no se preocuparán que esta emisión inorgánica tenga relación con su producción.
 
 Bueno, pero ¿que son los DEGs?. Son en realidad una moneda virtual cuyo valor fluctúa todos los días en base a una canasta de monedas (dólar, yen, euro y libra esterlina). Para lograr los objetivos chinos de reemplazar al dólar, habría que pensar en añadir a la canasta unas moneditas más, definitivamente el yuan chino, quizás el dólar canadiense, o el dólar australiano, o el real brasileño, y hasta posiblemente algunas oncitas de oro, no olvidemos que el Patrón Oro es otra opción. Esas son las decisiones que se tendrán que tomar en una reorganización del sistema monetario internacional que se ve venir. Para mayores referencias de los DEGs, dar aquí.
 
 Órganos oficiales en juego
 Banco Mundial: Es un tentáculo de la ONU, gestionado por la banca privada y precisamente fue creado en 1944 junto con el FMI. Estratégicamente nació tras la segunda guerra mundial y se enriqueció con la reconstrucción de las naciones tras la segunda gran guerra. Oficialmente es como si fuera una ONG para evitar la pobreza pero según apuntan otras teorías es un Banco central mundial en fase larval. Esta supeditado al Comité de 300 junto con otros bancos como el FMI o Chase Manhattan (Rockefeller).
 
 China: País que pertenece al Grupo BRIC, (Brasil, Rusia, India, China) . Forma parte del Movimiento llamado Nuevo orden mundial, que surge tras las crisis financiera de 2007. La prensa suele referirse a los países del BRIC como países emergentes. Estos países del BRIC junto con EEUU marcarán en el nuevo orden mundial los focos de poder político y económico, sobre todo a nivel marítimo. A pesar de la pretendida rivalidad que la prensa muestra entre China y EEUU todos estos movimientos están planeados desde “grupos no conocidos” por encima de la ONU. No en vano tras la crisis del 2007 empezaron a crecer de repente. Es bueno leer el artículo de ABC “De emergentes a preponderantes”:
 
 EEUU: En el escenario mundial EEUU es la vieja superpotencia que ve que su poder económico mundial está disminuyendo y el de otras potencias como China aumentando. Pero extraoficialmente EEUU está en fase de ser subyugado por el inminente gobierno mundial de la ONU. EEUU ya tiene un gran número de tropas desplegadas por países que rodean a China como Uzbekistán, Afganistán, Tadyikistán, Pakistán, Tailandia, Filipinas, Taiwán, Japón, Surcorea y Australia.
 
 Sudáfrica fue formalmente invitada a sumarse al pequeño grupo de economías emergentes conocido como BRIC, originalmente conformado por Brasil, Rusia, India y China. La noticia fue dada por el ministro de Relaciones Exteriores de China, Yang Jiechi, quien informó que el presidente sudafricano Jacob Zuma ya había sido invitado a la próxima cumbre del grupo, que se celebrará el próximo año en Pekín. Sudáfrica había hecho la solicitud en noviembre del año pasado, durante una reunión del G20. Según el Banco Mundial, la economía sudafricana es la número 31 del mundo, pero equivale a menos de un cuarto de la economía de Rusia, la más pequeña del grupo BRIC.
 
 Agenda secreta y teorías por doquier
 Hay quienes piensan genuinamente que este tema propiciará una tercera guerra mundial. Quizás un poco apresurada la apreciación, pero atendible. A continuación la sustentación tomada del blog Movidas Varias:
 
 "Dentro de la agenda del Nuevo orden mundial está la de crear un Banco Central mundial, -que no es lo mismo que el actual banco mundial- y una moneda única. También la de crear una moneda/divisa mundial y por último un Gobierno mundial operativo. Una tercera guerra mundial por tanto beneficiaría a esta agenda por distintos motivos, según mis inclinaciones:
 
 1. Llenaría las arcas de los bancos centrales como la Reserva Federal y el Banco central Europeo con el endeudamiento de las naciones al entrar en guerra –industria armamentística- y después con la reconstrucción de las naciones, como ocurrió con las anteriores guerras mundiales. Todo este dinero sería necesario para llevar a cabo los planes del NOM.
 2. Cambiaría el orden territorial. Al igual que la primera guerra mundial acabó con la disolución de los imperios Alemán, Austrohúngaro, Otomano y Ruso. Y También tras la segunda guerra mundial surgieron los Estados Unidos de América y la Unión Soviética como superpotencias una tercera guerra mundial daría nuevas vías para la construcción del Nuevo orden mundial, y las 4 nuevas superpotencias del BRIC más EEUU. Las antiguas naciones/estado perderán todo su poder bajo el pretexto de que ya no son competentes para solucionar los problemas globales.
 3. Cambiaría el orden político/militar. En esta ocasión la ONU adquiriría el poder total sobre estas nuevas superpotencias como solución a otra posible guerra mundial y erigiéndose como el único gobierno competente para solucionar los problemas globales del mundo. Las naciones entrarían en una fase de transición por la cual paulatinamente irían transfiriendo sus competencias a los “ministerios” de la ONU.
 4. Creación de un banco central mundial y moneda única: Si el desencadenamiento de la tercera guerra mundial se produce por problemas monetarios la solución pasaría por crear un banco central mundial que controlase la devaluación de la nueva y única divisa existente. Con un solo banco central y una sola divisa los bancos centrales ya no podrían competir entre ellos en términos de devaluar sus propias monedas para subir la competencia".
 
 A manera de conclusión
 ¿Qué está pasando? Aunque los especialistas no quieren llamarle "guerra", sí reconocen que los tambores están sonando y las tropas se están moviendo. Especialmente China, Estados Unidos y ciertos países de la Eurozona, están jugando el suma cero ("zero sum game") con el valor de sus monedas donde uno tiene que perder para que el contrincante pueda ganar.
 
 Estados Unidos está pasando por un periodo de ajuste porque estaba viviendo por encima de sus posibilidades. El exceso de gastos del consumidor hizo que sobrepasara el ingreso por mucho. Ahora Estados Unidos entra en una fase de más ahorro y menos gastos. Esto hace que el consumo caiga. Si tienes una demanda cayendo, ¿dónde buscas crecimiento y la colocación de tus productos y servicios? ¡Pues exportándolos!, haciendo ventas y más ventas. Para exportar necesitas una moneda más barata que las otras para que a los prospectos o clientes le sea más económico comprar lo que produce Estados Unidos. Por eso, la Reserva Federal sigue llenando la economía de dólares.
 
 Pero el asunto es que China no quiere. No le conviene que el dólar pierda valor. ¿Por qué?, porque su moneda se apreciaría, sus exportaciones caerían –su mayor fuente de divisas-; por ende, sería más costoso invertir en China, la obligaría a incrementar su consumo interno y bajar el ahorro. Por eso mismo, China pelea por mantener su valor del yuan depreciado y sigue comprando deuda norteamericana para mantener estratégicamente el dólar alto, por ello no resuelve su deuda con Estados Unidos como principal acreedor, es decir, no importa si no le pagan y reconvierte su deuda de dólares a yuanes, lógicamente no le conviene.
 
 Es decir, tienes a Estados Unidos que quiere bajar el valor de su divisa y China que quiere mantener baja su divisa también. Otros países, que compiten con China, están devaluando también su moneda para no verse afectados por la competencia del gigante asiático.
 
 Entonces tienes a Estados Unidos bajando el valor del dólar. China bajando el yuan; Japón no se queda atrás y baja el yen. ¿Quién se afecta?, pues el EURO. El problema es que los países como Grecia, España, Portugal, Irlanda e Italia no les convienen un Euro apreciado porque ellos necesitan exportar para salir de sus problemas económicos internos. Si el precio del euro sube, ellos venderían menos. Entonces entran los europeos a pelear por su moneda para que no se aprecie.
 
 En esta guerra de divisas ninguno quiere perder. Y aunque todo está claro, pero todavía no tan popular, se avecinan malos vientos y tempestades, pues los norteamericanos la van a pelear bien firme antes de dejar su privilegiada posición de ser el único país que, con déficits fiscales crecientes y deudas públicas tan altas, pueden seguir endeudándose a tasas tan bajas y seguir siendo la “base” para calcular el riesgo país cero.
 
 
Ms. Carlos Vargas Cárdenas
Dra. Janett Mostacero Llerena
Enero 6 del 2011

Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 6 de Enero, 2011, 1:43, Categoría: Economía
Enlace Permanente | Referencias (0)

Wikileaks: La Primera Ciberguerra Mundial

Julian Assange ha sido detenido y luego liberado. ¿Cuál fue su delito?: Filtración de documentos diplomáticos de los Estados Unidos en su sitio web denominado WikiLeaks. Durante varias semanas, este periodista informático ha sido el personaje más buscado por la CIA, el FBI y la Interpol. Bueno, no era para menos, el peligro que representa este informador de inofensivo aspecto ha superado, con larga ventaja, al del mismo Bin Laden. Ante el control informativo que EEUU trata de imponer en el mundo, la aparición de esta especie de Robin Hood del siglo XXI, que roba información secreta de los ricos para hacerla legar a los pobres, ha sido una bocanada de esperanza hacia una sociedad más libre, más comprometida y mejor informada. Según muchos, por unos días el periodismo ha vuelto a ser ese cuarto poder que fue en tiempos gloriosos.

Lo cierto es que el 3 de diciembre de 2010 se declaró la Primera Ciberguerra Mundial desde una cuenta de Twitter. "El campo de batalla es Wikileaks. Ustedes son las tropas". Ya se estaban empleando términos de guerra, pues entonces se puede decir que el comando de campaña se reunió en 4chan, una especie de foro de hackers y aspirantes a - o admiradores de - hackers, pero estos eran especialistas en crear fenómenos de Internet, de preferencia sórdidos y muy extravagantes. A muchos de nosotros nos impresionó un nuevo mundo subrepticio y de penumbra que tenía Internet. Un mundo en el que, casi todo el planeta, fui testigo de la nueva manera de redes sociales, sin compromisos, sin usuarios conocidos, sin dejar tu email, sin inscripciones, sin restricciones y completamente anónimo.

Pues, en esta seguidilla de semántica de guerra, el comando de campaña es un grupo llamado justamente "Anonymous". nombre tomado de los clásicos y despercudidos comentaristas anónimos que pululan en la red y son hegemónicos en 4chan que, en el sentido estricto de la palabra, es cualquier cosa menos una organización: no tiene líderes visibles ni jerarquías ni, por supuesto, nombres. Inclusive algunos especialistas los han llamado "la primera conciencia colectiva de Internet", como si fuera una colmena. Otros especialistas en el tema tratan de explicar su comportamiento como el de una bandada de aves: saben que son un grupo porque simplemente vuelan en la misma dirección y, además, cualquiera se les puede unir sin mayor trámite y condiciones. Y eso es justo lo que pasó a inicios de este mes de diciembre: llamaron a que todos nos unamos, a que todos seamos Anonymous. Es decir, en buen romance: ¡Llamaron a las armas!.

Resulta que Anonymous tiene experiencia en el ciberactivismo, aunque sus causas vayan desde desenmascarar a la Cientología, la religión de las celebridades hollywoodenses, hasta mandar a Justin Bieber a Corea del Norte. En las últimas semanas, habían organizado "Operation: Payback" para vengar a lo que la industria del entretenimiento llama "sitios de piratería": se trataba de ataques DDoS contra los equivalentes internacionales de Apdayc, para decirlo en términos nacionales. Pero, ¿qué es un ataque DDoS?. Es un ataque distribuido de denegación de servicio, básicamente consiste en colapsar los servidores de una web saturando su ancho de banda o sobrecargando artificialmente sus recursos. Este es un ataque relativamente fácil, no implica infectar a nadie con virus, ni con gusanos o troyanos y cualquier persona con un mínimo de curiosidad puede convertir a su computadora en parte de este ejército de ataque DDoS.

Cinco días después de declararse la Ciberguerra, el 8 de diciembre de 2010, Operation Payback se unió a la causa Wikileaks. Como recordarán, esta web periodística, el 3 de diciembre, había sido objeto de ataques DDoS desde el inicio del Cablegate, además de ser víctima de un corralito legal y financiero. Entonces Anonymous decidió vengar a Wikileaks y convocó a sus tropas, oséa todo aquel que quisiera unirse alrededor del mundo y, en la práctica, se tumbaron las páginas de Mastercard, Visa, EveryDNS, Paypal, la fiscalía sueca, los abogados que defienden a las denunciantes de Assange y otras víctimas colaterales. Los tropas de Anonymous colapsaron los servidores de estas organizaciones. Mastercard y Visa fueron los blancos favoritos porque, presionados políticamente, cortaron las vías de financiamiento de Wikileaks (organización sin fines de lucro que recibe donaciones vía estas empresas de pago).

Los primeros reportes de la zona de batalla eran espectaculares, la embestida fue mundial. Inclusive en en Perú, el tuitero @kno_z transmitió por video, durante varias horas, instrucciones precisas para que todos los simpatizantes locales de Wikileaks pudieran ser parte de los ataques, es decir, enrolarse a las tropas de Anonymous.

Al día siguiente, Wikileaks filtró un conveniente cable: el gobierno norteamericano presionó al ruso para que diera marcha atrás en unas medidas que les costarían 4 mil millones de dólares a Visa y Mastercard. Esto coincidió con un cambio en la estrategia de los "Anons", quienes admitieron que, en el mejor de los casos, sólo le habían dejado un ojo morado al enemigo, de hecho, no pudieron tumbarse a Amazon, uno de sus objetivos. Ahora el operativo se llama Leakspin y consiste en una guerra informativa de verdad: publicar los cables más importantes y menos expuestos, reseñarlos, enlazar las fuentes originales en blogs y foros, grabar videos leyéndolos en YouTube, usando etiquetas engañosas como Justin Bieber, etc.

Por lo pronto, el peruano Gustavo Beathyate ha creado wikileaks.pe, un "mirror" o copia espejo del sitio original, que se va actualizando conforme Wikileaks sigue publicando los cables, claro que recién van 1,300 de los 251 mil tienen en su poder. Paralelamente, se acaba de lanzar Openleaks, un sitio similar a Wikileaks.

La semana pasada los medios internacionales publicaron que autoridades holandesas habían arrestado a un adolescente de 16 años, "responsable de hackear la web de Mastercard". Lo cierto es que seguramente el chibolo participó en los ataques, pero fue uno más de miles que se unieron a las tropas de Anonymous y a la causa; no controló debidamente los filtros y detectaron su IP, lo demás es historia. Pero, llamarlo hacker es una estúpida exageración.

Aquí en Perú también tenemos lo nuestro, este es el mundo en el que nuestro Tribunal Constitucional quiso impedir la publicación de audios. Jamás hubiesen prohibido su difusión en la red. Este es el mundo en el que Telefónica intentó cambiar los términos de contrato de Speedy y la reacción en las redes peruanas fue de tal magnitud que Osiptel tuvo que detener a la empresa. La ciberguerra alrededor de Wikileaks sólo está haciendo más evidente que nunca que el mundo ha cambiado radicalmente gracias a la red. Internet, como dicen en 4chan, es cosa seria.

Muy buena parte de la complejidad del fenómeno Anonymous tiene que ver con su ausencia de representación y, por tanto, de liderazgo o concentración de fuerzas. De hecho, hay toda una movida dentro de 4chan, proveniente de gente que dice ser veterana del imageboard, contra los activistas pro Wikileaks. Así como no todos los Anonymous son hackers, no todos los asiduos a 4chan son Anonymous también. Bueno, para todos los preguntones que creen que 4chan es tabú y un secreto que los hace parte de un exclusivo club clandestino, veamos un video del iniciador de este sórdido sitio y su explicación de cómo funciona 4chan. Ver video aquí.

¿Quienes son los responsables de los ataques de Anonymous?: ... Fuenteovejuna cibernético señor...

¿Son hackers?
En principio no. Los hackers son personas apasionadas por la seguridad informática, por la programación, por el diseño de aplicaciones, por las entrañas de Internet… Puede que entre los miembros más activos de Anonymous se encuentren algunos hackers, pero el sistema utilizado para bloquear las páginas web requiere la colaboración de multitud de individuos, miles o incluso millones de internautas convencionales unidos por una misma causa. El sistema empleado por Anonymous es el ataque de denegación de servicios (DDoS), que consiste en provocar un aumento del tráfico de una página web para provocar su saturación y hacerla inaccesible.

¿Son crackers?
No. Los crackers son hackers criminales (a menudo se les suele denominar simplemente hackers, algo que ofende a los hackers no delincuentes). Los ataques de denegación de servicio no son algo ilegal, tan sólo son muchas personas tratando de acceder a una web al mismo tiempo. "Es una forma de manifestación diferente a lo que estamos acostumbrados. Además, no es delito, no se utilizan códigos maliciosos ni es hackeo. Tan sólo consiste en que mucha gente intente acceder al mismo tiempo a un sitio web. Es algo lícito", explicaba Emilio Castellote, experto en seguridad de PandaLabs al periódico español 20minutos.es.

¿Son colaboradores de Julian Assange?
No. En un manifiesto, el grupo Anonymous afirma no tener ninguna relación con el sitio web ni su autor, pero le apoyan porque ambos defienden los mismos principios: la transparencia y la anticensura. "Aunque no estamos afiliados con Wikileaks, luchamos por las mismas razones. Queremos transparencia y atacamos la censura. No podemos permitir que esto pase", explicaba el grupo.

¿Son ciberactivistas?
Tampoco. "Estamos en todas partes. somos todos. Somos Anonymous (anónimos)", decía uno de los miembros en una entrevista concedida a The Economist. ¿Es acaso un nuevo Fuente Ovejuna cibernético?. Los responsables de los ataques son miles de internautas anónimos de todo el mundo unidos por una misma causa, personas que creen en la necesidad de la existencia de Wikileaks y que se han unido bajo la bandera de Anonymous para hacer fuerza. Su campo de batalla y sus armas son la misma cosa: Internet. Los foros, los chats, Facebook o Twitter son los medios que les sirven para coordinarse y una sencilla aplicación gratuita es la que amplifica su poder.

¿Son hacktivistas?
En este punto es donde comienzan las dudas, donde se inicia el debate. El hacktivismo es la protesta activa realizada mediante herramientas digitales para defender una idología u opinión determinada. Entonces, como diría uno de nuestros suscriptores, la pregunta cae de madura: ¿el uso de la aplicación de Anonymous no convierte entonces a los ciberactivistas en hacktivistas? Serían usuarios de Internet convencionales haciendo uso de herramientas de hacker.

Ligeras conclusiones
Bueno, recurramos a los especialistas, según Juan Santana, de Panda Security, lo que está claro es que no estamos ante ningún delito: "En este tipo de acciones, a diferencia de aquellas iniciadas por ciberdelincuentes, no se busca ningún beneficio más que la de reivindicar unos derechos que consideran lícitos y dar a conocer una posición o protestar por lo que se considera injusto. En este sentido, es importante distinguir entre unos ataques y otros". Sin embargo, Santana admite que "los medios usados no siempre están permitidos por la legislación de los distintos países, pero sí está claro que la legislación en este ámbito, como en muchos otros, va por detrás de la realidad y se hace necesario una revisión profunda de los derechos y obligaciones de los usuarios en un mundo que va mucho más deprisa de lo que las instituciones legislativas pueden seguir y de lo que algunas empresas querrían".

El hacktivismo puede ser "una forma políticamente constructiva de desobediencia civil anarquista o un gesto anti-sistema indefinido" según quién utilice el término. De hecho, la postura crítica contra este movimiento considera que los ataques DDoS son un ataque a la libertad de expresión, que tiene consecuencias indeseadas como la pérdida de recursos y que, al final, no sirve para conseguir nada.

Lo cierto es que la mayoría de la legislación latinoamericana, incluida la peruana, no tipifica como delito informático al DDoS, por lo que todos los potenciales "anonymous" son bienvenidos. De todas formas, existen en la red muchas protecciones como: TOR o HOT SPOT, para salvaguardar tu IP. Los altos ideales y el mayor de los bienes para asegurar una democracia real: la libertad de expresión, de información, y la previa de investigación y búsqueda de la verdad; son razones más que suficientes para justificar con creces las últimas acciones de anonymous.

Se puede aceptar el término "cyberactivismo" como adecuados para expresar la posición de muchos que ahora son una legión, ellos rechazan el término "Hacktivismo", pues la mayoría no son Hackers. Hace algunos días, por algunas horas, se "bajaron" nuevamente la web de mastercard, fue blanco por varias horas, el objetivo es que adopte una posición similar a la de Paypal, liberar los recursos de Wikileaks otorgada por donaciones también anónimas de todo el mundo.

¿Cortinas de humo cibernética?
La difamación se convierte ahora en el último cartucho que han hecho estallar los poderosos para acabar con el mito de esta
nueva versión informática del bosque de Sherwood. La difamación sirve para sembrar la duda, crear confusión y, en este caso, desvirtuar la labor de un profesional honesto. La difamación viene ahora de la mano de un cómplice, el Gobierno sueco, donde se ha montado una trama de delitos sexuales con los que poder perseguir a Assange allá donde se encuentre. La maniobra de difamar no es nueva, se viene practicando desde que el mundo es mundo.

Causa estupor, especialmente para todos los profesionales de la información, que ningún organismo en defensa de la libertad de expresión, ni nacional ni internacional, se haya rasgado las vestiduras en defensa de Julian Assange. Ni la Federación Internacional de Periodistas, ni la conocida como Intercambio Internacional por la Libertad de Expresión, ni la Asociación de Periodistas Europeos, ni tan siquiera la Federación Australiana de profesionales de la información, lugar de procedencia de Julián Assange, ha dicho hasta el momento esta boca es mía en defensa de un compañero que ha sacrificado su libertad (y posiblemente haya puesto en peligro su vida) en defensa del derecho a la información que tenemos todos los habitantes del planeta.

A Julian Assange, contar la verdad lo ha hecho preso. Esto no es inusual en el mundo del periodismo. Lo que resulta inaceptable es que nadie en el mundo de las instituciones, asociaciones y organismos representativos de la profesión periodística internacional haya alzado aún su voz en defensa de este hombre, gracias al cual la maltratada profesión de informador vuelve a recuperar parte de su dignidad perdida. ¿Dejaremos los periodistas a Julian Assange solo ante el peligro?

A manera de epílogo
Bueno pues, lo que estamos presenciando en estos momentos, es la primera guerra cibernética de la historia de la humanidad, que se produce en un entorno virtual pero que tiene victimas muy reales. Desde hace años los gobiernos de los países más desarrollados tienen claro que las guerras del futuro no se desarrollarán en el mundo offline. Si revisáramos los conflictos bélicos del siglo XX y los que hemos vivido esta primera década del siglo XXI, veremos que el concepto de “guerra” a cambiado de manera dramática en estos últimos cien años. Lo único que se sí no ha cambiado, es que la población civil es la que se lleva la peor parte.

Ya en la primera guerra contra Irak, la famosa Guerra del Golfo, el bando aliado utilizó la tecnología de punta -para aquella época- para inhabilitar los dispositivos electrónicos del ejercito iraquí y se presentaron los primeros cazas y cazabombarderos virtualmente invisibles a los radares convencionales que permitían adentrarse en las líneas enemigas sin ser detectados y eliminar, de manera literalmente quirúrgica, los objetivos enemigos. Durante la segunda guerra de Irak estos sistemas habían evolucionado considerablemente y permitieron a los ejércitos invasores conquistar Irak en pocos días. Los gobiernos que participaron en esta guerra ilegal corrieron para explicar a la opinión pública el éxito de su conquista y el número tan bajo de bajas en combate que habían tenido. Pero esto es solo el principio de la nueva concepción del termino Guerra Tecnológica que se ha estado gestando en la última década.

Paralelamente a estos hechos, Internet fue creciendo en número de usuarios e infraestructura tecnológica hasta convertirse en la red neuronal que es ahora. Y evidentemente, los gobiernos saben perfectamente que hay nuevos talones de Aquiles y que están por un lado en la protección de los datos que circulan por Internet y de cómo mantener operativos y a salvo de ataques aquellos servidores gubernamentales y de empresas claves que se encuentran conectados a esta red. Y por otro lado, estos mismos gobiernos lo tiene clarísimo que Internet está fuera de su control directo y que es un gran espacio en el que las personas -cualquier persona- pueden expresar sus ideas y sus opiniones de forma libre y denunciar todas aquellas malas prácticas y actividades delictivas que realizan tanto las personas naturales o jurídicas, como los gobiernos; cosa que como estamos viendo, les ha producido una escaldadura mental sin precedentes.

Ahora, algo de dominio público: hace unos meses, varias empresas y organismos gubernamentales estadounidenses sufrieron ataques de denegación de servicio que provocaron que dejaran de estar disponibles en Internet. Pues WikiLeaks ha destapado que detrás de estos ataques está China y esto explicaría, en parte, porque los EEUU están últimamente realizando tantas maniobras conjuntas con Corea del Sur. Las tensiones con Corea del Norte son la excusa perfecta para hacer una demostración de fuerza en toda la zona y recordarles a todos quién sigue siendo la primera potencia armamentística mundial y lo peligroso que puede llegar a ser el meterse con estos tipos.

No quepa duda que algo está cambiando a raíz de estos últimos ataques que ha sufrido EEUU. Pues lo que está sucediendo con WikiLeaks y las organizaciones que la apoyan, no es sino la prueba piloto que se está llevando a cabo, como un anticipo de cómo se combatirá en las próximas décadas. El mundo ya está notificado, los acontecimientos a los que estamos asistiendo los últimos días son de manual básico de contrainsurgencia, tips de grumete o consejos de soldado raso: Poner en marcha toda la maquinaria política y diplomática para garantizar y legalizar las acciones que se llevarán a cabo, minar la moral del enemigo a través de la intoxicación de la opinión pública, cortar las vías básicas de suministro coaccionando a las empresas de hosting, servidoras de dominio y bloqueo de todas las cuentas financieras de WikiLeaks, persecución jurídica a nivel internacional de los líderes de los grupos insurgentes, en este caso Julian Assange, y probablemente empezarán a buscar, sino lo están haciendo ya, las mentes pensantes de la organización anonymous.

Pero, es realmente aquí donde empieza la primera ciberguerra de la historia?: ambos bandos se están lanzado ataques de forma continuada de denegación de servicio contra las webs que creen puedan causar mayor repercusión en la opinión pública. El gobierno del presidente Obama, a parte de las medidas que mencionamos anteriormente, ataca sin descanso las webs que acogen la información que antes tenía WikiLeaks.org y ahora también la web de Anonymous. A su vez, esta organización está llevando a cabo ataques contra el banco suizo que bloqueó las cuentas de Julian Assange y contra PAYPAL por el mismo motivo.

Internet, por su propia naturaleza distribuida, hace que todos estos esfuerzos por “eliminar” al enemigo no sean más que pequeños contratiempos que se subsanan con la creación de cientos de sitios web idénticos al atacado y que seguirán ofreciendo la misma información pero ahora con mayor repercusión mediática que antes del ataque. lo cierto es que: "no hay nada que una más a un grupo disgregado, que tener un enemigo común contra el que unirse y luchar". En este caso,  los gobiernos mal llamados democráticos que utilizan la censura informativa para cubrir sus corruptelas, escándalos políticos y la violación del derecho internacional para evadir la justicia.

Con este artículo buscamos una reflexión de nuestros suscriptores, una invocación a la cultura ética, la reivindicación de un mundo libre, uno verdadero, donde no solo sea posible hacer negocios, sino que sobre todo sea posible conocer la verdad con justicia y equidad.


Dra. Janett Mostacero Llerena
Ms. Carlos Vargas Cárdenas
 

Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 21 de Diciembre, 2010, 4:32, Categoría: Tecnología
Enlace Permanente | Referencias (0)

¿Una nueva burbuja Inmobiliaria?

HTML clipboard

Si tuviéramos la oportunidad de preguntar a los constructores en Perú, qué quisieran saber sobre el futuro del denominado boom de la construcción, casi tenemos la certeza que muchos de ellos preguntarán si habrá una burbuja inmobiliaria y si la habrá cuando será y en qué condiciones se dará.

Bueno, la respuesta es que sí, la habrá y la empezaremos a ver el próximo año y en condiciones de  menor impacto que en otras latitudes, depende de cómo terminemos este fin de año. Sin embargo, la buena noticia es que a diferencia de otras burbujas inmobiliarias que han impactado de manera fúnebre en otros países, pero su efecto se dará en algunas categorías o segmentos de negocios inmobiliarios.

Debemos aclarar que la definición de una burbuja inmobiliaria esta más relacionado a lo fácil que es lograr un financiamiento para adquirir un departamento y que luego dejaríamos de pagar. No es nuestro caso, porque la aprobación del crédito hipotecario en todas las instituciones financieras peruanas pasan por varios filtros y además porque en nuestro mercado difícilmente se puede solicitar un crédito adicional de libre disponibilidad en los casos que las propiedades tengan un mayor valor a lo planteado inicialmente. Lo que si existen son oportunistas que compran departamentos en planos, adquieren el crédito pagando el 10% y algunas cuotas, para luego venderlos cuando ya se encuentra terminado teniendo como utilidad el diferencial de precios. Este artículo va orientado más por el lado de la sobre oferta inmobiliaria.

El sistema financiero peruano ha creado las condiciones para facilitar desarrollo inmobiliario a distintas escalas y en términos generales está caminando bastante bien y sin contratiempos por un tema de competitividad entre ellos, los bancos. Porque ahora, sino te gusta el banco, pues te cambias, como dirían nuestras hijas, "en wuan". Tenemos bancos de todos los tamaños, cantidades, calidades, colores y sabores, para ser recalcitrantes.

Cuál es entonces nuestra hipótesis: Lo que está sucediendo es que la matriz del negocio inmobiliario en el Perú está sujeta a determinados factores que limitan de manera relevante la creación de nuevos productos inmobiliarios lo que lleva a los promotores y constructores prácticamente a seguir replicando y replicando soluciones que en un plazo muy corto saturarán el mercado de manera inexorable.

A continuación daremos algunos alcances para sustentar esta hipótesis:

En primer lugar está el reglamento nacional de construcciones, que en la práctica define los tipos de vivienda y otras tipologías de proyectos que se pueden desarrollar y sus configuraciones, los mismos que están con muchas limitaciones. No incorpora la nueva tecnología y servicios en la construcción moderna, se ha quedado en el siglo anterior. Los nuevos usos, costumbres, gustos y preferencias de los consumidores finales, se hacen evidentes cuando no encontramos marco jurídico que permita rápidamente gestionar cambios de tipo tecnológico.

En segundo lugar, la ley de municipalidades que les da a los municipios la facultad para manejarse como repúblicas independientes, es decir, cada distrito no tiene opción de concertar a nivel metropolitano, para generar una política corporativa de lineamientos arquitectónicos y de servicios acorde a su crecimiento y bajo las futuras necesidades de la población, no solo a su crecimiento, sino también, a sus nuevos usos y costumbres, que van cambiando y, hoy, de manera dramática por medio de la tecnología. Esta condición prácticamente inhabilita la posibilidad de crear planes a nivel de toda la ciudad en temas de vialidad, zonificación, políticas integrales para manejos del espacio público y la proyección de la ciudad en los próximos años.

Un tercer punto es que el ministerio de vivienda, que tiene una incapacidad inherente para promover leyes que permitan el desarrollo inmobiliario por el desconocimiento de las invariantes que gobiernan el mercado, aunado a la ineficiencia para implementar de manera definitiva normas ejecutivas que simplifiquen los procesos para asegurar proyectos en corto plazo y garantizarlos en el largo plazo. Esto es un tema del ejecutivo, pero también hay que agilizar el cambio.

Y por último, un mea culpa, los colegios profesionales hasta ahora no han logrado interpretar las nuevas necesidades inmobiliarias del mercado cambiante y siguen y siguen actuando de la misma manera como se revisaban proyectos hace treinta años con sesiones una vez por semana y con las mismas prácticas que cuando se presentaban menos del 10% de proyectos que ahora. El colegio de arquitectos, para muchos profesionales, se ha convertido en una institución paquidérmica y arcaica que con sentido tergiversado de la defensa del gremio, se enfrenta a los constructores y promotores inmobiliarios en vez de convertirlos en sus aliados estratégicos y socios en el cambio. El Colegio de Ingenieros, deja pasar de manera cómplice aspectos técnicos que no tienen sustento en la ciencia y que pone en grave riesgo al normal desenvolvimiento de la actividad económica en las personas jurídicas. Casas donde vivían menos de diez personas, ahora se han convertido en cuarenta unidades inmobiliarias con poco menos de doscientas personas viviendo en el mismo terreno, pero en una construcción vertical que necesita más servicios de agua, desagüe, teléfono, internet, cable, voip, etc. La ciudad no estuvo diseñada para esta avalancha de personas que están hacinadas en el tiempo.

Como decíamos, las revisiones por los delegados de los distintos colegios profesionales, normalmente, se dan una vez a la semana y son el ojo de la aguja por la cual pasa toda la arquitectura e ingeniería civil formal; es decir, esto es un verdadero, como diría Eliyahu Goldratt, "cuello de botella". Pero, no es el único cuello de botella, es necesario agregar además que la actividad inmobiliaria no se da de una forma homogénea; sólo en Lima, la inversión se concentra en 6 ó 7 distritos y el resto de la ciudad no se mueve a la misma velocidad por una incapacidad de algunos gobiernos municipales de crear expectativas sobre los inversionistas para atraer proyectos; esto pasa también en provincias, la actividad constructora está localizada y concentrada en ciertas áreas de la ciudad, ubicaciones que son "tradicionalmente atractivas".

Definitivamente, sin planeamiento nada es posible, la anarquía urbana es la constante. Lo que pasa es que la planificación en base al registro histórico, no te dice nada de tu futuro probable.

No se necesita se un futurólogo ni tener una suspicaz intuición celestial, para darse cuenta que, el mercado de seguir así, la Burbuja Inmobiliaria golpeará varios segmentos de mercado que serán sobre ofertados el próximo año. Según algunos especialistas en el tema en Lima, los más afectados serán proyectos de oficinas en Surco y San Isidro en formatos de más de 200 m2 y departamentos entre 100 m2 y 200 m2 m2 en las zonas de Miraflores, Jesús Maria y San Borja. en provincias creemos que afectará a oficinas en venta más que en alquiler y en departamentos cuya ubicación se concentra e zonas de alta competencia en formatos de 90 m2 a 120 m2. También, hay una clara tendencia que el mercado de departamentos está migrando a casas en condominios con modernos servicios, mucha seguridad y dos vehículos por familia. Los productos inmobiliarios destinados a vivienda sin acabados en zonas no tradicionales y oficinas de formato pequeño podrán encontrar un mercado si pueden controlar el valor de venta, reduciendo la utilidad pero obteniendo rotación.

Sin embargo, todavía hay espacio para emprendimientos desarrollados para la venta de lotes de formato pequeño. En centros comerciales todavía hay mucho por hacer, pero en formatos pequeños y orientados a mercados vecinales. Los Strip Centers son una muy buena alternativa en provincias. Ahí donde le falta mercado para el gran centro comercial, esta alternativa de menos de una hectárea en terreno y usando tiendas de abarrotes y servicios de calidad, es la moderna tienda de barrio a una escala en crecimiento. Los Stripcenters pertenecen a la nueva generación de centros comerciales donde los metros cuadrados son administrados y promovidos. Estos proyectos no son vendidos. Cuando uno decide hacer un Stripcenter es importante partir de una tienda ancla. Para este tipo de proyectos el ancla natural es en definitiva un supermercado. En EEUU el 80 % de los centros comerciales son Stripcenters anclados en supermercados. Es un formato que les funciona y funcionará aquí también.

La pregunta clave ahora es: ¿Como darle sostenibilidad al desarrollo inmobiliario en nuestro país?. Bueno, tenemos que hacer cambios relevantes en materia de marco jurídico. La ley de municipalidades debe ser modificada para darle fuerza a un ente que permita un planeamiento más integral. Otro aspecto importante es la visión de los promotores inmobiliarios, pasar de negocio económico a negocio financiero, es la clave. Proyectos donde vendas flujos de caja más que estructuras de concreto armado, donde la negociación se centre en el spread, más que en una utilidad a la venta y donde la Titulización forma parte de tu cultura financiera, más que el sobregiro para capital de trabajo.

Dar seguridad jurídica a los proyectos para que cuenten con un mayor plazo y crear una normativa que permita asegurar las condiciones en macro proyectos, para promover la trasformación organizada de la ciudad en gran escala a través de la inversión privada; es una tarea que todavía ni iniciamos. No olvidemos que los macro proyectos con seguridad jurídica son la llave para darle sostenibilidad al desarrollo inmobiliario en nuestro país.

Otro tema no menos importante es la modificación del Reglamente Nacional de Construcciones (RNC) para promover la creación de nuevas tipologías arquitectónicas en vivienda, comercio y servicio y le permita al inversionista crear productos inmobiliarios nuevos y más especializados de acuerdo a las distintas realidades de las ciudades. Las fuentes de energía eólica, fotovoltaica y otras deben estar presentes en el concepto de domótica que es lo que se viene y cada vez a menor costo, claro...depende de la masificación de la tecnología, pero hay que estar listos.

El ampliar los stocks inmobiliarios a nivel de zonificación, permitirá que las ciudades cuenten con más áreas para desarrollar proyectos comerciales y servicios de calidad. Esto lleva al tema de cambiar el viejo paradigma de ciudades dormitorio, aquellas áreas destinadas a vivienda urbana, dejando de lado la generación de actividades económicas locales, debemos emprender con ciudades con servicios múltiples que disminuirían gastos a las familias dejándolas con mayor margen para la inversión generando, por ende, desarrollo local. Es decir, debemos ya iniciar un pensamiento de metrópoli más que de una ciudad grande. Porque..., qué nos merecemos, una ciudad grande o una gran ciudad. Debemos decidir, pero pronto.


Ms. Carlos Vargas Cárdenas
Dra. Janett Mostacero Llerena
Consultores en Proyectos
 

Por Ms. Carlos Vargas Cárdenas - 7 de Octubre, 2010, 13:59, Categoría: Construcción
Enlace Permanente | Comentarios 2 | Referencias (0)

Un cuento de burros

HTML clipboard
En una oportunidad se le preguntó a un consultor financiero qué es lo que había pasado en la crisis financiera global y cómo lo podría explicar de la manera más fácil posible. Este consultor respondió de la siguiente manera:
 
 Un señor se dirigió a una aldea donde nunca había estado antes y ofreció a sus habitantes 100 euros por cada burro que le vendieran. Buena parte de la población le vendió sus animales. Al día siguiente volvió y ofreció mejor precio, 150 por cada burrito, y otro tanto de la población vendió los suyos. A continuación ofreció 300 euros y el resto de la gente vendió los últimos burros. Al ver que no había más animales, ofreció 500 euros por cada burrito, dando a entender que los compraría a la semana siguiente y se marchó. Al día siguiente mandó a su ayudante con los burros que compró a la misma aldea para que ofreciera los burros, esta vez a 400 euros cada uno.
 
 Ante la posible ganancia a obtener la semana siguiente, todos los aldeanos compraron sus burros a 400 euros y quien no tenía el dinero lo pidió prestado. De hecho, compraron todos los burros de la comarca. Como era de esperar, este ayudante desapareció, igual que el señor, y nunca más se les vio.
 
 De inmediato, la aldea quedó llena de burros y de endeudados. Los que habían pedido prestado, al no vender los burros, no pudieron pagar el préstamo. Quienes habían prestado dinero recurrieron al Ayuntamiento diciendo que si no cobraban, se arruinarían ellos; entonces no podrían seguir prestando y se arruinaría todo el pueblo.
 
 Para que los prestamistas no se arruinaran, el Alcalde, en vez de dar dinero a la gente del pueblo para pagar las deudas, se lo dio a los propios prestamistas. Pero éstos, ya cobrado gran parte del dinero, no perdonaron las deudas a los del pueblo, que siguió igual de endeudado. El Alcalde dilapidó el presupuesto del Ayuntamiento, el cual quedó también endeudado. Entonces se pide dinero a otros ayuntamientos; pero éstos le dicen que no pueden ayudarle porque, como está en la ruina, no podrán cobrar después lo que le presten.
 
 Resultados:
 Los vivos del principio, forrados de dinero. Los prestamistas, con sus ganancias resueltas y un montón de gente a la que seguirán cobrando lo que les prestaron más los intereses, incluso adueñándose de los ya devaluados burros con los que nunca llegarán a cubrir toda la deuda. Mucha gente arruinada y sin burro para toda la vida. El Ayuntamiento, igualmente arruinado.
 
 ¿Qué pasó al final? Para solucionar esto y salvar a todo el pueblo, el ayuntamiento bajó el sueldo a sus funcionarios."
 
 Esta historia está inundando Internet hace más de un mes. Impactante historia que propone una contrastación que, desafortunadamente, se asemeja a la realidad; una realidad que debemos contribuir en cambiar.
 

Por Boletín Gestión Empresarial - 25 de Agosto, 2010, 18:35, Categoría: General
Enlace Permanente | Referencias (0)

Crowdsourcing

El escritor Jeff Howe y el editor de la muy prestigiosa revista tecnológica Wired, Mark Robinson, acuñaron el término Crowdsourcing, para referirse a la forma en la que una empresa de cualquier tipo se nutre del trabajo del colectivo.

El concepto
Crowdsourcing, es entonces el neologismo que proviene de la conjunción de las palabras anglosajonas "crowd" (multitud) y "source" (fuente), con mucha ligereza suele ser traducido al español como "tercerización masiva", y es realmente un buen modelo de negocio, pero a través de Internet, por el cual un trabajo concreto, como la producción de contenido, no es delegado a una persona o a una empresa, sino a un público masivo, generalmente integrado por individuos anónimos, pero que tienen muy claro lo que se necesita y el propósito de lo encomendado. Puede tratarse de los usuarios de un sitio web o de público en general, sometido a un mensaje propagandístico. El crowdsourcing, como asunto operativo de trabajo, puede ser aplicado a casi cualquier área del ámbito empresarial. Ya existen muchos sitios web que funcionan bajo esta filosofía y ofrecen sus servicios para diversas tareas, como la programación (portucuenta.com) o el diseño de logos (guerra-creativa.com). En todos los casos, el sistema recurre a las posibilidades que permite la popularización masiva de Internet. Pero esto realmente no es una novedad, existía desde ya mucho tiempo, lo que sí es novedad es la rápida aceptación que tiene en las diferentes formas de hacer negocios en el mundo. A continuación, hacemos una un pequeño "bird flight" por la historia del crowdsourcing y las diferentes modalidades que adopta.

¿Cómo se inició el crowdsourcing?
El primero en tratar analíticamente y técnicamente el tema del crowdsourcing fue Jeff Howe, también editor de la revista tecnológica Wired, quien señaló la relación existente entre el origen del crowdsourcing y el software de código abierto u open source. El software de código abierto le brinda la posibilidad, a cualquier usuario, de editar la programación, de forma tal que el desarrollo se da colaborativamente por los mismos usuarios de las aplicaciones. Las tentativas experiencias vinculadas al aprovechamiento del alcance de Internet para la solución a un problema son innumerables, e incluyen casos extravagantes como el del blog on red paperclip, que le permitió a un joven llamado Kyle MacDonald, a través de sucesivos canjes y al cabo de un año, trocar un clip de papel por una casa. Y para poner un ejemplo que podráin tomarlo como iluso, un ejemplo de enorme resonancia mediática, es el de otro joven que, gracias a una página web y la ayuda de los internautas, logró encontrar a una muchacha de la que se había enamorado a primera vista en el metro de Nueva York.

De Wikipedia a Google Maps
Uno de los ejemplos más conocidos de crowdsourcing es el afamado sitio web de la enciclopedia Wikipedia, cuyo contenido es generado, actualizado y mantenido por los propios usuarios de la web. Cada usuario puede editar, presentar y corregir los contenidos y los conceptos y temas descritos en Wikipedia, una comisión especializada de personas da cuenta de material apócrifo para su destrucción, o también el usuario puede objetar tales contenidos. La idea de utilizar al crowdsourcing como generador de contenidos no necesariamente se limita a la escritura de textos, como lo demuestra el servicio Google Maps de Google, por el cual los usuarios indican la ubicación de comercios, instituciones y demás referencias. Esto permite un crecimiento exponencial de las bases de datos de estos servicios, que son alimentadas continuamente, por internautas de todo el mundo. Wikipedia es en sí misma uno de los mejores ejemplos de este tipo de actividad. Miles o millones de personas (multitud) contribuyen con artículos, correcciones, mejoras, imágenes, revisiones, etc. como acciones puntuales que hacen que la propia Wikipedia contenga cada vez más conocimiento. Así, Wikipedia se "alimenta" o, mejor dicho, es alimentada, por la multitud.

ReCaptcha, la digitalización automatizada de libros
ReCaptcha es un servicio que consiste en un pequeño casillero que, adicionado a cualquier sitio web, permite corroborar que los usuarios de los sitios sean reales y no aplicaciones automatizadas. Lo interesante de ReCaptcha es que por debajo de este servicio anti-SPAM funciona un sistema de crowdsourcing no muy conocido y que funciona de la siguiente manera: cada vez que un usuario tipea las palabras que figuran en la imagen que se le presenta, está digitalizando palabras de un libro, una tarea que las aplicaciones existentes de reconocimiento de texto no logran realizar con eficacia. Ahí justamente se encuentra el valor y la tremenda utilidad de este sitio web que, dígase de paso, tiene una muy buena legión de usuarios.

El crowdsourcing se erige como el modelo de gestión estratégica con un beneficio claro para quien da comienzo a nuevos emprendimientos, ya que le permite obtener resultados de calidad por un bajo costo, sea cual fuese el trabajo a realizar. Por otro lado, es común encontrar objeciones a esta modalidad de trabajo, fundamentalmente basadas en que se está "utilizando" a los usuarios para la obtención de un rédito, lo cual incluso suele asociarse a la explotación laboral. Sin embargo, por el momento no existen casos judicializados, ni quejas por parte de los usuarios. Haciendo una investigación básica en Internet, se puede colegir que la popularización de los sitios web basados en crowdsourcing hace suponer que el modelo llegó para quedarse.

Por Boletín Gestión Empresarial - 13 de Agosto, 2010, 4:14, Categoría: Negocios
Enlace Permanente | Referencias (0)



<<   Agosto 2017    
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Enlaces
eGrupos
ZoomBlog

 

Blog alojado en ZoomBlog.com